Un listado con acciones para que los maestros logren una mejor empatía con su aula de clases y, de esta forma, lograr el mejor espacio con sus estudiantes. 

Es interesante contar con diversas dinámicas que se pueden aplicar a un grupo de personas, en clases, talleres y demás; ya que mediante estos, podrás hacer que se vuelvan a conectar contigo si están dispersos o cansados, o simplemente tener un momento de esparcimiento para generar empatía y demás. Es así, como se pueden escoger diversas dinámicas según los propósitos que se tengan planteados y también, según el contexto de las personas presentes.

Se debe tener en cuenta que es de gran ayuda escoger una dinámica en donde puedan participar todas las personas presentes, que sea de corta duración para que no genere el efecto contrario, observar y tratar de garantizar las condiciones óptimas para que las personas puedan desarrollar la dinámica sin correr ningún tipo de riesgo, y sobre todo, tener presente el contexto de las personas que se encuentran en el grupo para no escoger una dinámica poco apropiada, ya que puede haber poca confianza entre ellos y dar pie a que no fluya naturalmente.

A continuación presentamos algunas dinámicas para que tú como mentor, las puedas utilizar, para lograr mejor empatía con tu grupo, y así lograr el mejor espacio con ellos.

  • Toca algo “amarillo”: Debes explicarles a los participantes que encuentren algo del color que tú escojas y que lo toquen. No importa cuál sea el objeto que ellos escojan, desde que sea del color que tú les dijiste, puede ser una camiseta, un zapato, un objeto que esté en el lugar, etc. Continúe el juego de esta manera, pidiendo a los participantes que sugieran ellos un color para volver a empezar.
  • Me voy de viaje: Todos los participantes se deben sentar en un círculo. A continuación usted dirá: “Me voy de viaje y me llevo una sonrisa” y le debe sonreír a la persona a su derecha. Entonces esa persona tiene que decir “Me voy de viaje y me llevo una sonrisa y un abrazo” y le da a la persona a su derecha un abrazo y una sonrisa. Cada persona debe repetir lo que se ha dicho y seguidamente añadir una nueva acción a la lista. Se debe continuar así hasta que todos hayan participado.
  • Parejas a ciegas: Debes crear una pista con obstáculos en el suelo para que todos la vean. Luego los participantes deben formar parejas, en las cuales una persona se pone una venda en los ojos para no ver nada. Después se quitan los obstáculos silenciosamente y el miembro de la pareja que tiene los ojos destapados puede empezar a darle indicaciones a su compañero para que pueda “pasar los objetos” que ahora son completamente imaginarios
  • Me gustas porque... Los participantes se deben sentar en un círculo y seguido a esto, deben decir qué cosa les gusta de la persona que está a su derecha. Nota: debes darle tiempo para que piensen qué van a decir.
  • Una orquesta sin instrumentos: Debes explicarle al grupo que ellos “hacen parte de una orquesta” sin embargo, esta no tiene instrumentos. La orquesta no podrá decir ninguna palabra, sólo usará sonidos que puedan ser hechos con el cuerpo humano como palmadas, tarareos, silbidos, etc… Seguido a esto cada participante debe escoger un sonido y usted les pedirá que toquen una canción que sea conocida para el grupo.
  • El objeto hablador: Los participantes se deben sentar en un círculo, una vez estén ubicados usted empezará a pasar un objeto hacia la derecha, para que cada vez que una persona tenga el objeto, deberá hablarle a este, sin parar hasta que la persona de la derecha decida coger el objeto.
  • Reflexión final: Esta actividad es de gran ayuda para que los participantes puedan reflexionar sobre las actividades del día, usted podrá llevar una pelota pequeña o hacer una bola de papel y pedirle al grupo que lancen la bola o pelota a cada uno por turnos. Pídales que cuando la tengan en sus manos, pueden decir una opinión sobre el día, o sobre una actividad en específico. 
*Las opiniones expresadas en este blog son responsabilidad estricta del autor.
Imagen de Natalia Ospina

Natalia Ospina

Estudiante de Lenguas Modernas de la Universidad EAN

Compártalo
Califique este artículo
Promedio: 5 (1 voto)

Contenidos relacionados

Clubhouse: Cuando aprender te lleva a ser feliz

Testimonios de jóvenes acerca de la influencia que tuvo en sus vidas la experiencia de ser partícipes de un modelo de aprendizaje basado en las premisas de explorar, crear y colaborar.

La educación es cuestión del corazón

Como profesionales de la educación debemos interrogarnos sobre las tendencias actuales de la educación y no podemos dar la espalda al mundo globalizado en el cual estamos inmersos.

En Guatemala, Escuela Activa Urbana recibe reconocimiento Reduca

Un reconocimiento a las experiencias innovadoras en educación en términos de equidad, permanencia y aprendizajes significativos.