Usted está aquí

Febrero 28, 2018

“La educación rural debe ser el espacio para soñar mediante herramientas de motivación” Rosa López

La docente, miembro de la Mesa Nacional de Educación Rural, habló del futuro de la formación rural en Colombia. 

La profesora Rosa López Figueroa, docente del Centro Educativo Rural Chichira sede Colegio Básico del Municipio de Pamplona, ubicado en el departamento del Norte de Santander, habló con Compartir Palabra Maestra.

Rosa, quien también es miembro de la Mesa Nacional de Educación Rural, dialogó sobre la importancia de la formación rural en el territorio colombiano, qué debería mejorar y cómo será la educación en el campo en el futuro.

Cuéntenos algo sobre su trayectoria como profesora rural: cuántos años lleva, en dónde, en qué grados, qué es lo que le gusta de este trabajo

Soy una orgullosa maestra del sector rural; inicie mi labor docente hace unos 28 años. Primero trabaje con los estudiantes de grado cero y primero, experiencia que llevo en mi corazón; fueron varios años dedicada a enseñar a leer y escribir, a soñar y crear hábitos para la vida con niños capaces de transformar su propia realidad de la mano de aquellos que nunca dudan en formar mundos mágicos.

Luego fueron varios años con los estudiantes de segundo y tercer grado donde crecimos en el arte de enseñar a través de la pedagogía de escuela nueva, no solo como estrategia sino como una forma de vida para hacer del aula un espacio lleno de momentos que hacen que tanto maestro como estudiante se integren en la búsqueda del saber, ser y quehacer mediante el autoaprendizaje.

En el año 2015 la secretaria de educación me ofreció la experiencia como directivo docente  rural; desde entonces compartí con los docentes cada momento pedagógico desde el aula y fuera de ella; propusimos un trabajo donde integramos los saberes, competencias y la experiencia de cada uno de ellos como medio para sacar adelante una serie de proyectos que le dieran visibilidad al Centro Educativo. Logramos que la alcaldía municipal y cada uno de los entes que hacen parte del sistema educativo incluyeran muchos recursos tanto humanos como financieros para darles una mejor calidad de vida a estas comunidades.

En el año 2017, volví a mi hermosa vereda de Chichira donde siempre he prestado el servicio, donde el dictar o llevar el conocimiento a un grupo de estudiantes me permite integrar mi proyecto de vida y el de ellos a una realidad que los lleve a ser los creadores de sus sueños y alcanzar el éxito con las herramientas que la escuela les ha aportado para una mejor calidad de vida.

Por esto ahora trabajo con estudiantes de básica secundaria mediante la metodología pos primaria rural como medio para integrar una serie de saberes básicos que los llevan a ser bachilleres con altas competencias en el conocimiento de su entorno mediante herramientas tecnológicas para articularse al mundo a través de las TICS.

Soy parte de la asociación sindical de los docentes; hoy en día soy directivo de la misma como representante del sector rural donde hemos podido levantar la voz para que nos miren y nos den el estatus que nos merecemos realizando un análisis diferente desde nuestra realidad. Trabajo con las Juntas de acción comunal empoderando las comunidades para que puedan exigir sus derechos, identificando las necesidades para dar soluciones y manteniendo una comunidad integrada desde el diálogo. Porque no decir que soy madre y cabeza de familia donde todo este trabajo se conjuga en ser y dar a conocer.

Lo que más me gusta de mi trabajo es encontrarme con muchos sueños cada día desde el aula, donde el bullicio y deseo del saber nos llenan de entusiasmo para seguir soñando.

¿Qué significado tiene para usted la Mesa Nacional de Educación Rural - MNER? ¿Cuál es la importancia que podría tener para la educación rural?

La mesa nacional de educación rural es un grupo de personas empoderadas para luchar, investigar, sistematizar y dar a conocer el sector rural desde una lectura crítica y analítica. El objetivo primordial es buscar soluciones para la educación rural de manera que la clase dirigente pueda intervenir con elementos válidos para superar la deuda histórica con el sector rural.

Para mí es muy importante este espacio pues como maestra puedo hacer una lectura desde mi realidad y proponer algunas formas de enfrentar el quehacer del docente permitiendo destacar la vocación y entrega por esta misión tan hermosa que es crear proyectos de vida por el desarrollo de la región.

Desde su perspectiva, ¿cómo debe ser la educación rural?

La educación rural debe ser el espacio para soñar mediante herramientas de motivación tanto para el maestro como para el estudiante y un conocimiento claro de nuestra realidad; a la vez, con el entusiasmo y las ganas de progresar, permitiendo que el maestro adquiera la capacitación, el liderazgo y los incentivos para que su realidad sea mucho más placentera y pueda demostrar sus habilidades y saberes como parte de la  vida misma.

¿Por qué se habla de educaciones rurales? ¿Qué significa “rural”?

Se habla de educaciones rurales pues cada contexto es muy diferente. Creo que al ser parte de un mundo rodeado de montañas, ríos o quebradas con caminos de herradura solo le queda al maestro empezar a crear realidades desde la investigación uniendo los recursos y conociendo todos los elementos gubernamentales que le puedan ayudar a llevar el conocimiento de la mano de todos aquellos que quieren transformar la realidad con estrategias, metodologías y procesos claros.

Tal vez todos coincidimos en que “rural” es un espacio rodeado de árboles, montañas, ríos, quebradas con muchos animales y con un grupo de personas llamadas campesinos. Pero lo rural no es eso. Lo rural es un mundo lleno de saberes escondidos donde aquellas personas mágicas cuidan de la tierra y producen  los alimentos para los demás. Es la despensa para aquellos que solo somos consumidores y no disfrutamos porque nuestra cotidianidad nos hace ciegos.

En la ruralidad se genera un mundo donde muchos de nuestros estudiantes quieren ser los artesanos de su propio desarrollo, un mundo donde los conocimientos deben ser adaptados para hacerlos más válidos y llenos de experiencias significativas que permitan plantear nuevos currículos; un mundo donde el conocimiento se aplique a lo que nos hace forjadores de un proyecto de vida acorde a las necesidades e intereses de cada persona que vive allí.

¿Cómo cree que tendría que ser la educación rural? ¿Cuáles son los resultados que se esperan de esta? ¿Para quiénes es la educación rural?

La educación rural debería ser un laboratorio de aprendizajes desde la realidad, con una inversión continua. Un laboratorio donde se puedan evaluar todos los saberes mediante metodologías flexibles pero con parámetros claros bien definidos.

Se espera que la educación rural alcance objetivos y metas claras. Que cuente con legislación adecuada. Que sea la base para que se den las mismas condiciones en conocimientos, lineamientos, políticas educativas e incentivos para los docentes e inversión para las comunidades como forma de hacer de estos terruños senderos de paz con progreso social donde las comunidades se empoderen de su realidad y estén orgullosos de lo que son y lo que tienen.

La educación rural está dirigida para todas aquellas personas que hacen parte de un contexto geográfico marcado por la abundancia en recursos naturales y para aquellas personas que quieren cambiar su estilo de vida.  La educación rural debe responder a procesos dinámicos que busca soluciones para mejorar la realidad rural, donde se da un gran valor al autoaprendizaje con modelos flexibles.

Escrito por
Directora de Desarrollo y Liderazgo Pedagógico
Promedio: 5 (2 votos)
Estadísticas: .