Usted está aquí

“El cierre de escuelas es un riesgo para el futuro de nuestro pueblo”

Descubra cómo se vive la educación en una zona rural de Kenia en medio de la pandemia.

Mayo 17, 2020

Dirijo una escuela privada llamada Torre de la Luz en un lugar rural comúnmente conocido como Yala Swamp a 17 km de la ciudad de Siaya en Kenia. Es una escuela registrada en el Ministerio de Educación. El 16 de marzo, el Presidente cerró todas las instituciones de aprendizaje en el país debido al Coronavirus. Mi preocupación es que esto podría desperdiciar todos los esfuerzos educativos que los niños de esta aldea han hecho. Me preocupa que pueda enviarlos de regreso a su antigua vida, donde las niñas se casan y los niños tienen que volver al lago a pescar.

Comencé esta escuela porque, después de mi diploma en educación en 2007 y de completar mi educación universitaria, quería ser maestro, pero el gobierno de Kenia no estaba contratando en ese momento. Quería ayudar a los niños de Yala Swamp a leer y escribir, porque la mayoría de ellos no iban a la escuela. Muchas chicas se casaban con solo 12 años.

Realicé una campaña de puerta en puerta sobre la importancia de que los niños vayan a la escuela. Con la pequeña tarifa de 100 chelines kenianos ($ 1) que los padres trajeron como un pequeño pago, pude alquilar una habitación y comencé la Torre de la Luz con cinco hijos. Cuanto más concientizaba en este pueblo, más llevaban a sus hijos a la escuela. Trabajé duro y compré un pequeño pedazo de tierra. Usando viejas sábanas de hierro, construí algunas aulas. Algunos niños todavía están en habitaciones alquiladas porque no tenemos fondos suficientes para construir más clases. Hoy hay 160 niños, 70% niñas y 30% niños, con 13 maestros que enseñan desde ECDE hasta 8. ° grado. Nueve de los maestros son mujeres y cuatro son hombres.

El cierre de las escuelas ha agregado más complicaciones para los niños a los que les estábamos enseñando. Aquellos en el octavo grado deben rendir sus exámenes nacionales al final del año. La escuela no está conectada a la electricidad y no hay conectividad a Internet y, por lo tanto, los estudiantes de octavo grado en esta aldea están realmente en desventaja en comparación con los que están en la ciudad y pueden aprender en línea.

Debido al virus, la mayoría de las niñas de la escuela en este pueblo están también en riesgo. La mayoría de sus padres no trabajan y, por lo tanto, los hombres se aprovechan de ellas a cambio de dinero o comida para llevar a sus familias.

La vida de los maestros tampoco ha sido fácil, ya que la mayoría de ellos dependía completamente de lo que los padres pagaban. Muchos de los padres son campesinos y algunos trabajan en una granja de caña de azúcar cercana. No pueden pagar si las escuelas están cerradas.

Debido a que la mayoría de estos maestros tienen familias, han tenido que buscar trabajos esporádicos como pescar en los lagos cercanos. La mayoría de ellos pasan hambre con sus hijos. Además del cierre de las escuelas, también hay un toque de queda de 7pm a 5am todos los días durante 30 días. Esto ha hecho la vida insoportable para los maestros, ya que ni siquiera pueden buscar trabajos lejos de donde están.

La escuela en Yala Swamp enfrenta muchos desafíos incluso en el tiempo normal, como la falta de buenas aulas, un programa para alimentar a los niños que pasan hambre todos los días, suficientes escritorios y mesas, letrinas adecuadas y fondos suficientes para pagarles a los maestros regularmente.

Los desafíos son muchos, pero al menos estamos en algún lugar en términos de brindar educación de calidad a niños que de otra manera no hubieran ido a la escuela. Es la mejor escuela de la región y fue nombrada la mejor escuela en los exámenes nacionales en una división de 100 escuelas.

He visto cómo estos estudiantes pueden ser levantados a través de la educación para darse cuenta de su potencial y adquirir las habilidades necesarias para la vida real. También ayudarían a este pueblo y a toda la comunidad. Solo tengo que esperar que este virus no amenace sus sueños por mucho tiempo.

Traducido por: Gabriela Flórez

 

Contenido publicado originalmente en la página de World Education Blog bajo licencia Creative Commons.


Imagen gemreportunesco.files.wordpress.com

Boletín de noticias
Registre su correo electrónico para recibir nuestras noticias.
Escrito por
Director de una escuela en una zona rural de Kenia.
No hay votos aun
Estadísticas: .
Carlos Enrique Sánchez Santamaria
Gran Maestro Premio Compartir 2011
Con el apoyo de las tecnologías logré que los estudiantes convirtieran el pasado de exclusión que vivió éste municipio lazareto en un pretexto para investigar, conocer la historia y conectarnos con el mundo.