Lo que desconocemos de la ciudad en donde vivimos

Un homenaje a Bogotá, una gran ciudad que nos acoge a todos y que desde nuestra cultura ciudadana debemos hacer honor a su historia. 

Este mes de agosto es un mes de fechas patrias, también una conmemoración especial a nuestra ciudad. El 6 de agosto es la fecha que recuerda la fundación de esta gran ciudad. Pero hay aspectos que aunque viviendo en la capital del país en muchos casos desconocemos. Así es que vamos hablar de la ciudad pero de la mano de la historia.

El nombre de Bogotá significa “Bacata”, nombre del lugar de la confederación Zipa. Es decir: aquí hay un legado indígena que hace parte de su historia, aquella que no se puede olvidar para entender la identidad de lo que somos, de aquello que nos identifica como bogotanos.

El primer asentamiento indígena se ubicó en lo que hoy corresponde a la calle 13 con cra 2ª , sector conocido hoy como el “Chorro de Quevedo”. Lugar de ricas aguas y grandes árboles maderables, sitio donde el cacique divisaba la gran sabana de lo que hoy conforma la gran capital de la nación.

Sabías que a Bogotá la conforman 19 localidades y en particular Bosa es un vocablo indígena muisca que significa martes, también cercado que guarda las mieses. Hoy es una zona populosa de la ciudad con grandes programas de vivienda de interés social. Con un aspecto particular, aún viven descendientes de sus primeros habitantes, son las familias de los apellidos: Orobajo, Fitatá, Buenhombre, Chiguazuque, Garibello, Cobos, Fitatá, etc.

Sabías que la localidad 11 de Suba también es un vocablo indígena y significa sol, también tiene una relación con una planta, grano ancestral denominado "la quinua", alimento que hoy incluso cobra valor por sus propiedades nutricionales.

La localidad de Puente Aranda, deriva su nombre de un puente sobre el río San Francisco, que atravesaba esta zona fangosa de la ciudad, terreno de don Juan de Aranda.

Alonso Neira Martínez, fue el artista que creo en 1948 las 120 diosas del monumento denominado “Banderas”, como preámbulo a los novenos juegos panamericanos de la época. En la actualidad es un lugar turístico de la ciudad, ubicado en la localidad octava de Kennedy.

El sector de Matatigres cuenta la historia oral, nace de un vendedor del chicha del lugar, quien le cobra la deuda a un cirquero y éste al no tener dinero le paga con una tigresa, aburrido de la particular mascota, la mata e invita a sus amigos a un gran banquete, airado un vecino por el engaño le dice: Yo no pensé que usted era un cruel mata-tigres, de ahí el nombre del lugar.

A continuación Mauricio Rodríguez, creador de la agrupación ‘Palo de Agua’, nos regala un fragmento de la canción Bogotá. Un homenaje a una gran ciudad que nos acoge a todos y que desde nuestra cultura ciudadana debemos hacer honor a su historia. 

*Las opiniones expresadas en este blog son responsabilidad estricta del autor.
Imagen de Salomón Rodríguez Piñeros

Salomón Rodríguez Piñeros

Maestro Iluestre del Premio Compartir 2017.

Compártalo
Califique este artículo
Promedio: 5 (1 voto)

Contenidos relacionados

La educación como mi camino al éxito

Ser docente me llena y da sentido a mi vida por la posibilidad de inspirar y transformar.

Las 5 razones por las que todo maestro debería tener un blog

Descubra los beneficios que conlleva la creación de un espacio virtual por parte de un educador. 

Seis tips para ser un excelente estudiante

Recomendaciones para sacarle el máximo provecho a la etapa del estudio y, sobre todo, aprender al máximo.