El mal y la educación

El mal, entendido como el drama de la libertad humana, constituye uno de los mayores retos de la educación ético-política y estética. Se requiere, entonces, maniqueísmos aparte, una conceptualización clara y profunda de sus implicaciones para su manejo pedagógico y formativo.

¡Abre los ojos, abre un libro!

Los índices de lectura en Colombia son bajos. Debemos abrir los ojos y los libros para que futuras generaciones mejoren esta cifra.

La cátedra para la paz y los estándares de competencias ciudadanas

Se debe ver a la educación para la paz y la formación ciudadana como un proceso transversal que articula, de manera responsable y compartida, a todas las áreas de la institución escolar. 

Educación en una sociedad disruptiva e invariantes de Internet

Se hace necesario encontrar los elementos que podrían caracterizar un ecosistema educativo que vaya a la par de los desarrollos que dan forma a este mundo disruptivo.

Castigar o premiar, esa es la cuestión

¿Qué pasaría si nuestra filosofía fuera motivar desde el incentivo y no desde el castigo?

Didáctica digital y ciberdidáctica, donde también se arriesgan los cibermaestros

Incursionar en la cultura digital demanda del maestro nuevas habilidades para su docencia. Sin embargo, aun cuando esto tiene que ver con las herramientas tecnológicas, el reto está más relacionado con arriesgarse a pensar didácticamente la cibercultura.

Aprender más allá del curriculum en cursos de verano

Aprender en todo momento, en todos los lugares, de todas las fuentes, apelando a los estímulos más variados.

No sabemos qué estudiar

Ciudadanía digital para la sociedad disruptiva

Una tarea pendiente es construir un ecosistema digital en educación que provea un servicio ubicuo e incluyente a lo largo de toda la vida de las personas.

Redes sociales, crudeza versus morbo

Pese a que muchas veces los social media y los medios de comunicación tradicionales pudiesen estar más proclives a la exposición morbosa de sucesos, creo que en buena parte de lo que hemos podido tener acceso, en especial en el caso del niño sirio, me resulta más crudo, ya que termina reflejando una realidad ¨áspera¨.

Páginas