Usted está aquí

Noviembre 30, 2018

El perfil actual de los más jóvenes

Es necesario que nos planteemos cuáles son los posibles riesgos, las potencialidades de estas nuevas tecnologías y las estrategias que deben y debemos adoptar frente a esta realidad.

Resulta habitual ver imágenes de los más jóvenes «jugando» de manera apasionada y natural con los más novedosos aparatos tecnológicos: dibujando con un iPad, haciendo fotos con una cámara digital o «lanzando pájaros» con el último juego para smartphone. Así, de manera natural, sin que nadie les cuente cómo funciona y, a veces, con dispositivos que son más grandes que sus propias manos, no les hace falta nada, saben cómo funciona.

Algunos autores (Oblinger y Oblinger, 2005; Prensky, 2001; Tapscott, 1999) hablan de que las características de los más jóvenes han cambiando radicalmente en los últimos años. Representan la primera generación que ha crecido rodeada de tecnologías tales como internet, los videojuegos o los teléfonos móviles y, por ende, poseen ciertas características y habilidades respecto a las TIC que los diferencian de las generaciones anteriores. Estos autores, como veremos, utilizan diferentes etiquetas para denominarlos: nativos digitales, generación Net, aprendices del nuevo milenio, etc. 

Una de las denominaciones más extendidas entre la literatura que aborda esta temática es la de nativos e inmigrantes digitales introducida por Prensky (2001). Este autor sostenía que los estudiantes han cambiado, no solo de forma superficial, variando su forma de hablar o su vestuario, como ha pasado entre generaciones anteriores, sino de manera más profunda debido al impacto que ha generado la introducción de la tecnología digital en su vida cotidiana.

Para Prensky (2001) estos jóvenes representan la primera generación que creció con esta tecnología y como resultado de ello no piensan ni procesan la información de la misma manera que sus predecesores. Sus patrones de pensamiento han cambiado. A estos «nuevos» estudiantes los denomina «nativos digitales», hablantes nativos de un lenguaje digital, mientras que al resto los define como «inmigrantes digitales», personas que aunque puedan llegar a adaptarse y aprender a usar estas tecnologías, no dejan de ser inmigrantes en un mundo digital manteniendo ese acento que les diferencia. Tapscott (1999) utiliza el término «generación Net» para denominar a esta generación nacida a principios de los años ochenta y a la que atribuye las siguientes características:

1) Desean y buscan la libertad, tanto de expresión como de elección

2) Les gusta personalizar y hacer las cosas a su medida

3) Son críticos, analizan y comparan todo lo que consumen

4) Buscan la integridad, la autenticidad y la transparencia

5) Es la generación de la colaboración y la relación

6) Su vida gira alrededor del entretenimiento, tanto personal como profesional

7) Necesitan una respuesta inmediata para todo

8) Son innovadores

Además de estas características que menciona Tapscott, seguramente hayamos escuchado muchas otras: son curiosos, procesan la información de manera lineal y no continua, son multitarea, necesitan estar siempre conectados, son creativos, etc. 

Pero ¿son ciertas estas afirmaciones? ¿Son así los estudiantes de hoy? Seguro que leyendo muchas de estas características podríamos estar de acuerdo en algunas de ellas pero, por contra, nos costaría aceptar de manera generalizada muchas otras. En los últimos años han surgido diferentes estudios que abordan esta temática. Muchas de estas teorías no están basadas en datos empíricos (Bullen, Morgan, Belfer y Qayyum, 2009) y responden a simples conjeturas y generalizaciones. Esta diferenciación, por ejemplo entre nativos e inmigrantes, ignora la posibilidad de que tanto estudiantes como profesores sean una mezcla más compleja de habilidades y experiencias para la implementación de las TIC en diferentes realidades y situaciones educativas (Kennedy et al., 2007). 

Otros estudios (Kennedy et al., 2007; Valtonen et al., 2011) apuntan que aunque existan ciertas habilidades TIC bastante desarrolladas en esta supuesta generación digital, se trata de habilidades tecnológicas asociadas a actividades sociales y lúdicas y que estos no son capaces de transferirlas a sus habilidades para aprender o a sus actividades cotidianas, más allá de aspectos lúdicos. Saben utilizar tecnologías tales como teléfonos móviles, MP3 o redes sociales para la comunicación con amigos, familiares y otros intereses personales, pero no ven ninguna relación o aplicabilidad para su aprendizaje. Son cosas diferentes. Contextos totalmente opuestos. 

En definitiva, más allá de que les llamemos nativos, estudiantes digitales, generación Y o simplemente jóvenes y adolescentes, han tenido, tienen y tendrán múltiples experiencias relacionadas con las herramientas TIC. Las saben utilizar y a menudo mejor que nosotros. Conocen múltiples herramientas pero siguen sin tener adquiridas ciertas competencias necesarias que les permitan, además, utilizar y aplicarlas de manera crítica y eficaz en su día a día y en su propio aprendizaje. 

Como plantea Erstad (2010), más allá de la existencia o no de esos nativos digitales, cada día los jóvenes pasan más horas delante de estos medios digitales, siendo grandes consumidores y productores al mismo tiempo. Es necesario que nos planteemos cuáles son los posibles riesgos, las potencialidades de estas nuevas tecnologías y las estrategias que deben y debemos adoptar frente a esta realidad.

 


Referencias

  • Bullen, M.; Morgan, T.; Belfer, K. y Qayyum, A. (2009). The net generation in higher education: Rhetoric and reality. International Journal of Excellence in E-Learning, 2(1).
  • Erstad, O. (2010). Educating the digital generation. Exploring media literacy for the 21st century. Nordic Journal of Digital Literacy, 1, 56-72. 
  • Oblinger, D. G. y Oblinger, J. L. (2005). Educating the net generation. Washington: Educause.
  • Kennedy, G.; Dalgarno, B.; Gray, K.; Judd, T.; Waycott, J.; Bennett, S.; Maton, K.; Krause, K. L.; Bishop A.; Chang, R. y Churchward, A. (diciembre, 2007). The net generation are not big users of Web 2.0 technologies: Preliminary findings. En: R. J. Atkinson, C. McBeath, S. K. A. Soong y C. Cheers (eds.). ICT: Providing choices for learners and learning. Proceedings ASCILITE Singapur 2007 (pp. 517-525). Singapur: Centre for Educational Development, Nanyang Technological University. 
  • Prensky, M. (2001). Digital natives, digital immigrants. On the Horizon, 9(5), 1-6. 
    Tapscott, D. (1998). Growing up digital: The rise of the net generation. Nueva York: McGraw-Hill. 

 

Lea el contenido original publicado en la página web de la Editorial Magisterio.

*Las opiniones expresadas en esta columna son responsabilidad estricta del autor.
Escrito por
Profesor asistente en la Universidad de Valladolid (España).
No hay votos aun
Estadísticas: .