Protagonistas Premio Compartir

Jaime Jehosua Yudex Orcasita
Maestro ilustre

Jaime Jehosua Yudex Orcasita

Maestro de
Ciencias Naturales y Educación Ambiental

Colegio Metropolitano de Soledad 2000

Barranquilla, Atlántico

Recreando el método, Como acercar las Ciencias al Aula

Yo pensaba que enseñar debe ser más fácil para alguien cuya formación profesional le ha permitido beber desde muy temprano las fuentes del apasionante mundo de la pedagogía, ha sido formado para ello, para enseñar.

Mi caso particular es extraño, provengo de una facultad de ciencias básicas, pero la vida y las circunstancias me colocaron en un aula de clases desde mi egreso de la Universidad, al inicio me enfrente al reto que mis compañeros docentes me miraran como extraterrestre, era el Biólogo no el docente, luego  cuando me enfrente a mis alumnos en los años 2003 y 2004 nunca me pregunte como debía enseñarles ciencias biológicas, simplemente lo hice a través del método conocido y usualmente empleado por el colegio al cual me había vinculado, pero en mi y en ellos  - mis alumn@s – parecía existir un inconformismo, oculto en el profesor,  pero evidente en el bajo desempeño y constante apatía de los jóvenes hacia mi clase, es ese momento donde los resultados no aparecen o no son positivos  en el que tu sentido común, seas maestro o no, te indica que estas tomando el camino equivocado esto fue crucial para mi practica y es aquí donde me interrogue y entendí que estaba enseñando naturales sí, pero no ciencias, la pregunta sobre la manera en que mi experiencia como Biólogo podía combinarse con mi labor de docente detono muchas más dudas,  Habría manera de articular el método en la práctica pedagógica en el aula? Para enseñar ciencias seria obligatorio tener a mis estudiantes todo el día en el laboratorio? Ciencia, método y educación pueden ir de la mano? Qué modelo podría utilizar para que mis estudiantes mejoraran su desempeño en ciencias? Tenía que hacer un cambio y eso repercutiría positivamente en el aprendizaje significativo de mis estudiantes y su  desempeño  y en mi auto aceptación como verdadero maestro.

Así nació el proyecto inicial de competencias propositivas Para las Ciencias que derivo años mas tarde en el modelo de clases del Colegio Metropolitano de Soledad 2000, el cual en los años en los que inicie labores tenía un bajo desempeño en ciencias biológicas y en el desarrollo de las competencias propositivas de sus estudiantes,  implementado en la asignatura de Biología en 8º y 9º en etapas iniciales, y en las asignaturas de Biología Avanzada I y II de 10º y 11º respectivamente.

La estrategia que uso en mi práctica pedagógica se basa en el estudio de casos, que es un conjunto ecléctico de pasos diseñados para que los alumnos y alumnas recreen el método científico en clases, que inicia desde la contradicción o choque cognitivo que es la materia prima de la creatividad y de la ciencia, el primer paso se da a través de un caso, el estudiante entra en conflicto cognitivo entre lo que sabe y lo que necesita saber para analizar y resolver la cuestión, cuando se da cuenta que no puede solucionarlo o el caso representa un esquema contrario a su conocimiento previo, el enganche es inmediato y lo usual es que el alumno no descanse hasta hallar una solución lógica, ética y económicamente viable si es el caso, los contraejemplos y las contradicciones lógicas son la principal estrategia para que el estudiante pueda interesarse en adquirir nuevo conocimiento o en producirlo tal como lo asegura Majmutor o como lo analiza Silvestre más recientemente llamándole problematización.

A veces es difícil enseñar a los chicos ciencias pues la experimentación es fundamental para la comprobación e implementar este tipo de estrategias con jóvenes de estratos bajos en una escuela con limitaciones es muchas veces arduo, pero pienso y analizando la experiencia propia, que lo más difícil es el diseño experimental, tanto a nivel mental como en  la planeación escrita, por lo cual dentro de las actividades o estrategias que realizan los estudiantes se encuentra la elaboración de lo que hemos llamado “Recreando el Método” que no es más que un espacio en el cual el estudiante se enfrenta a un tema o problema de investigación real, formula hipótesis y diseña la fase experimental, la obtención de resultados también debe ser recreada, las gráficas tabulaciones y el tipo de fórmulas estadísticas que validen su resultado, por último rechaza o acepta las hipótesis planteadas, en todo momento hay retroalimentación y corrección.

Sería fenomenal que pudiéramos acceder a trabajo en campo cuando lo necesitemos esa quizás es la principal dificultad del proyecto, por eso me ha tocado idear variaciones por ejemplo en los temas ecológicos: los alumnos  de cursos inferiores colaboran en su hora de descanso identificándose como especies de un bosque húmedo y los demás muestran, se aplican las fórmulas y se obtienen resultados, no podemos ir siempre al campo y analizar la diversidad o riqueza de un ecosistema. Si el tema es de genética o fisiología se prepara un estudiante que puede padecer una patología verdadera  o un alumno de cursos superiores a quien se le encarga asumir como paciente, los alumnos ese día asisten a una consulta médica realizan preguntas al “paciente” y este responde, todo debe ser anotado minuciosamente, se enseña que una consulta médica es una recreación del método, los estudiantes deben diagnosticar, debatir y concluir, y que el registro de detalles por más insignificantes es la clave para una buena conclusión o diagnóstico.

Gracias a la estrategia la población objetivo ha demostrado un mejor nivel en el rendimiento del área, desarrollo del pensamiento científico y mejora en la utilización del lenguaje de las ciencias, hemos aprendido que para acercarnos a la ciencia basta con estimular la creatividad y la curiosidad de los jóvenes, de igual forma la estrategia ha sido eficaz para entusiasmar a los jóvenes con las ciencias biológicas y sus ramas disciplinares, la mejora se tasa principalmente con el seguimiento de  los estudiantes no solo en ciencias sino en otras asignaturas como matemáticas y ciencias sociales, además de los resultados en la prueba saber 11º que han ido en creciente mejoría desde el año 2005 hasta la fecha, la pertinencia de la propuesta también se ha podido comprobar con el numero de egresados que escoge una carrera afín a las ciencias Biológicas, la farmacia o la medicina, la institución cuenta con cinco distinciones Andrés Bello en Biología otorgadas por el ICFES y  actualmente el colegio se sitúa según la revista dinero y el portal  Miltonochoa.com  en su ranking mas reciente como la 6º mejor institución en  biología a nivel nacional.

Pienso que la propuesta ha trascendido del aula de Biología, lo que inició como una estrategia personal de mi asignatura debido a su éxito y acogida fue propuesta en el año 2007 para análisis del consejo académico debido a la reestructuración del modelo de clases y enfoque pedagógico, actualmente el modelo de clases sigue la plantilla de la propuesta original que incluye la situación problema y/o caso y sus procesos para análisis o resolución, llamado modelo de problematización y en las asignaturas del área de ciencias naturales debe seguirse la clase recreando el método, al entrar a la media los alumnos deben ver en clases un periodo entero de metodología o de diseño experimental.

Cuando me encuentro con los egresados a quienes prepare en Biología y me dicen con alegría y algo de suficiencia que fueron monitores desde primer semestre en sus universidades debido a su alto nivel de conocimiento en ciencias, o que sus notas en biología molecular, celular o genética son las más elevadas o que prestigiosos docentes de la Universidad Libre o del Norte preguntan donde estudiaron su bachillerato, no puedo sino sentirme orgulloso, y pensar en un gran SI! esa es la verdadera respuesta a la  pregunta que me hice al inicio de este maravilloso sendero de la enseñanza, ver graduar a numerosos jóvenes de estratos humildes como médicos, enfermeros,  microbiólogos, o Biólogos y que ellos mismos reconozcan que se enamoraron de la ciencia en un salón de clases del Colegio Metropolitano de Soledad 2000, hacen que piense que ahora más que Biólogo mis alumnos y alumnas, mis compañeros me ven como yo mismo lo hago… como un Maestro.